Manicura

Una manicura es un tratamiento cosmético e higiénico para embellecer las manos, que consiste en la realización de tareas, tales como: la eliminación de las pieles muertas en la cutícula, cortar los padrastros, retraer las cutículas para que no sean antiestéticas, cortar las uñas y limarlas, para evitar deterioros y, finalmente, la aplicación de una o varias de esmalte protector, endurecedor y, opcionalmente, un pintauñas de color. Es importante hacerse la manicura semanalmente, por eso los locales que ofrecen este servicio de cuidado de uñas han proliferado en los últimos años. Esto no quiere decir que tengas que acudir a uno para poder hacerte una manicura perfecta, a continuación de damos toda la información que necesitas y todos nuestros artículos para que puedas hacerte la manicura de forma casera sin mucho esfuerzo.

¿Cómo hacer una manicura en casa?

Para hacer una manicura casera necesitarás varios instrumentos:

  • Lima de uñas de cartón o fibra de vidrio
  • Cortauñas o tijeras redondas.
  • Cortacutículas
  • Palo de naranjo
  • Alicates de manicura
  • Cepillo de uñas
  • Pulidor de uñas
  • Base de esmalte, esmalte de uñas y brillo de uñas o “top coat”
  • Quitaesmalte
  • Algodón
  1. Introduce las manos en agua tibia, para ablandar los tejidos.
  2. Durante la noche, ya que así evitarás tener que hacer otras tareas que puedan estropear el proceso, dale forma (en pico, redondeada, en óvalo o cuadrada) a tus uñas mediante la lima. Es mejor usar la lima que el cortauñas, ya que, así, evitarás que la uña se deslamine y pierda consistencia. Si tienes muy largas las uñas, mejor córtalas primero con la tijera o el cortauñas y luego límalas hasta darle la forma que desees. Recuerda que la lima se ha de usar en una sola dirección si no quieres que la uña se astille.
  3. Elimina la parte muerta de la cutícula con el cortacutículas. Ten cuidado de no cortar el eponiquio, parte viva de la cutícula, que has de empujar hacia dentro con el palo de naranjo, para evitar infecciones y el mal crecimiento de las uñas.
  4. Empapa un algodón en quitaesmalte y pásalo bien por todas las uñas, para evitar que quede algún tipo de grasa, suciedad o restos de esmalte.
  5. Corta las pieles muertas que, generalmente, forman padrastros con el alicate de manicura.
  6. Aplica crema hidrante o aceite de coco, para restaurar las uñas y la piel, ya que las acabamos de someter a un proceso muy agresivo.
  7. Aplica el endurecedor si lo consideras necesario, espera a que se seque y aplica el esmalte base protector.
  8. Elige el color de esmalte que más te apetezca y aplícalo. Si quieres aprender a pintarte las uñas de forma correcta, échale un vistazo a nuestros tutoriales, que podrás encontrar a continuación.

Últimas entradas sobre

Trucos para uñas bellas

Aunque no lo creáis, no hace falta ir al salón de manicura con regularidad para tener unas uñas bellas, sanas y cuidadas. Para conseguir unas uñas bellas, se tienen que llevar a cabo una serie de cuidados que empiezan por una dieta equilibrada, una cuidadosa rutina de...

El acondicionador que no daña las uñas

A mí me pasaba muy a menudo y seguro que a vosotras también: cuando os ducháis y os laváis bien el pelo, se os rompen las uñas. ¿A que sí? A veces, se resquebrajan por los laterales y propician que se rompa toda la uña. Otras veces, se dividen en dos capas y, la de...